El pañuelo 126 es bolivarense

Ayer, 4 de Diciembre, Las Abuelas de Plaza de Mayo confirmaron la aparición de la nieta 126 y rápidamente se conoció que es la hija de Violeta Ortolani y Edgardo Garnier. Violeta nació en la ciudad de Buenos Aires el 11 de octubre de 1953. ,Oriunda de Bolívar, sus padres estaban radicados en la Capital Federal desde hacía algunos unos años. Pero con la muerte de Estela Cassuso, madre de Violeta, ella y su padre vinieron a vivir a Bolívar, con diez años cumplidos comenzó quinto grado en la escuela primaria del colegio Jesús Sacramentado. Pronto encontró su nuevo lugar de pertenencia en el barrio en que vivió, que en su centro albergaba la esquina de Sargento Cabral y Saavedra, a sólo una cuadra de la avenida central, que la fascinaba por sus ramblas y palmeras prepotentes. Terminado el secundario se fue a La Plata para estudiar Ingeniería. Su rechazo a la injusticia y su amor y compromiso por los humildes y necesitados la llevó a la filas de la Juventud Universitaria Peronista (JUP) cuando ésta se formó, ya que antes, siempre a nivel universitario había sido parte de la FAEP (Frente de Agrupaciones Eva Perón). Con otros compañeros hizo trabajo militante barrial en Ensenada y repartió entre los necesitados, ropas y alimentos. Violeta se puso de novia con otro compañero de Ingeniería, militante de JUP y luego de Montoneros como ella: Edgardo Roberto Garnier. Se casaron en la Iglesia de Bolívar, el 13 de agosto de 1976. El 14 de diciembre de ese mismo año fue secuestrada-desaparecida en el Barrio La Granja (La Plata) por los militares, junto a su hija en gestación de 7 meses. La noticia nos produjo una gran alegría y emoción a todos los bolivarenses, y estamos profundamente agradecidos a Abuelas de Plaza de Mayo por la lucha incansable para que verdad, la memoria y la justicia sigan triunfando pese a todo.

Últimas Noticias
Noticias Destacadas