Cipolletti: Un policía atacó a una usuaria inscripta en el Reprocann

Los hechos de violencia quedaron registrados en unos videos que grabaron vecinos Cipolleti que intentaron defender a la joven.




El 31 de enero, en Cipolletti (Río Negro), una usuaria de cannabis inscripta en el Registro del Programa de Cannabis (REPROCANN) fue detenida luego de que la policía la encontrara armándose un cigarrillo de marihuana. Pero no solo eso: la joven de 23 años, llamada Lara Quinchao, estaba con su hija y una efectivo le dio una patada y le sacó la rodilla de lugar, mientras que también fueron trasladados a la comisaría su ex pareja y un vecino, quienes habían intentado defenderla.


La situación comenzó alrededor de las 11.30 de la mañana. Lara regresaba de llevar al médico a su hija de 5 años junto al padre de la nena, Santiago Seguel. En la intersección de González de la Rosa y Dante Alighieri, ella dobló a la izquierda y él siguió camino hacia la derecha.


La familia denunció la violencia policial ante la Fiscalía de Delitos Especiales y Administración Pública. “Me quedé ahí para guardar lo poco de cannabis que me quedaba, que era medio gramo. Cuando levanté la vista, vi que había un móvil de la policía”, relata la joven.


A partir de ese momento, la violencia escaló. Según cuenta Lara, los policías se rieron cuando les habló del Reprocann y uno dio la orden de esposarla y detenerla. Ella se negó y cuando comenzó a filmar el operativo, uno de ellos le tiró el celular al piso y comenzaron los forcejeos. Su ex pareja, que estaba a menos de una cuadra, vio lo que sucedía y salió corriendo para auxiliarla.


“Santiago llegó mientras iban llegando otros policías. En total aparecieron cinco o seis camionetas y habría alrededor de 15 efectivos”, cuenta Lara. “También comenzaron a forcejear con él y le quitaron a la nena de los brazos. Los vecinos se involucraron y un chico, que vive enfrente, empezó a gritarles que no me podían tratar así”, agrega.






El desconocimiento de la ley

Cabe señalar que no es un delito usar cannabis en la vía pública si la persona está inscripta en el Reprocann porque este instrumento habilita la tenencia y el transporte, ya que el consumo no es un delito. «Es como si a una persona diabética no le dejasen usar insulina en una plaza», ejemplifican desde el Ministerio de Salud.


Nuevamente, este tipo de casos de abuso de autoridad y violencia institucional ponen de manifiesto la necesidad urgente en que las fuerzas de seguridad se capaciten en la normativa cannábica actual y que tiene más de un año de vigencia para que se termine, de una vez por todas, la criminalización a las personas que usan la planta para su salud.


Lara no solamente está indignada por la violencia en el operativo, sino que tampoco puede salir de su asombro cuando cuenta el trato que recibió de la policía. Nadie le permitió comunicarse con algún familiar para que pudieran ir a buscar a la nena, que quedó al cuidado de vecinos.


“Yo no los conocía. Gracias a Dios eran buenas personas que la cuidaron. Ella todavía está muy mal. Imaginate que vio que se llevaban detenida a su mamá por un lado y a su papá por el otro”, subraya la joven.



Últimas Noticias
Noticias Destacadas