top of page

El norte bonaerense está entre las zonas más afectadas por la sequía



El norte de la provincia de Buenos Aires y la mayor parte de la superficie de Santa Fe y Entre Ríos son las zonas que se encuentran más comprometidas por la falta de lluvias y la ola de calor que afecta al país, con un impacto directo en el desarrollo de la soja y el maíz.


Según un informe del Departamento de Estimaciones Agrícolas de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, estas regiones enfrentan “reservas hídricas agotadas y temperaturas por encima al promedio, mientras gran parte de la superficie de soja y maíz tardío y de segunda se encuentran en etapas críticas para la definición de rendimientos”.


En consecuencia, la entidad bursátil porteña realizó un nuevo recorte de 4,5 millones de toneladas en la estimación de producción a nivel nacional de soja, al reducirla de 33,5 a 29 millones de toneladas.


El informe remarcó que, en términos comparativos con el promedio de las últimas cinco campañas, “los rendimientos de soja se ubicaría un 46% por debajo en Santa Fe, una merma del 36% sobre el norte de Buenos Aires y una caída del 50% en Entre Ríos”.


Con relación a la estimación de producción de maíz, la Bolsa de Comercio de Buenos Aires afirmó que se esperan mermas del 28% en el norte de la Provincia, en comparación al rendimiento promedio durante el periodo promedio de los últimos cinco años.


En tanto, la merma sobre Santa Fe y Entre Ríos se ubicaría en torno al 47% y 45%, respectivamente. Dichas perdidas superarían a las registradas durante la sequía de 2008/09, campaña durante la cual los rindes nacionales de soja y maíz se ubicaron cercanos a los mínimos históricos de los últimos 20 años.


Vale recordar que, el pasado martes, el Ministerio de Economía, encabezado por Sergio Massa, declaró la emergencia agropecuaria por la sequía en 33 municipios bonaerenses, que abarca diferentes períodos entre el 1° de junio y el 31 de diciembre de 2022.


En este marco, los propietarios de explotaciones rurales ubicadas en los municipios bonaerenses que se vieron afectados por la sequía en los ciclos indicados por el Gobierno, entraron en la declaración de emergencia agropecuaria, debido a que perdieron al menos el 50% de la capacidad productiva debido a la falta de lluvias.


A nivel nacional, la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) estimó que el impacto negativo por la baja proyección de cosecha de soja, trigo y maíz, que se redujo de 132 a 88 millones de toneladas por la sequía, implicaría una pérdida de 3 puntos en el Producto Bruto Interno (PBI).


En los recortes realizados ayer por la entidad rosarina, la proyección de cosecha de soja se ubicó en 27 millones de toneladas y en 35 millones la de maíz, una pérdida de ingresos que ascienden a los USD 19.000 millones, un monto que equivale a 3 puntos del PBI.


En concreto, la caída en las exportaciones de granos de la presente campaña sería la peor de las últimas 15, incluso con los mayores precios. “Sólo enfocándonos en los cultivos de soja, maíz y trigo, las pérdidas para el sector superan los USD 14.140 millones”, indicó la entidad rosarina.

Bình luận


Últimas Noticias
bottom of page